Azotado el Mante por COVID y Dengue.

31 julio, 2020

La población, tiene que defenderse por dos frentes, que son peligrosos.

Por Harold Meade

Desde el pasado mes de marzo del presente año a la fecha, la ciudadanía mantense, se ha visto mortificada por la Pandemia del COVID-19, que en los últimos meses, ha tenido un marcado repunte en nuestro estado, como en esta región cañera del Mante, generando angustia, zozobra, miedo y pánico entre la población, que, ha extremado cuidados en el uso del cubre bocas, como en la higiene personal, a quienes tienen la necesidad de salir de sus hogares por trabajo o a realizar compras de insumos, para llevarlos a sus familias.

Al día 30 de julio del año en curso, en Tamaulipas, se tenía el registro de 15 mil 957 positivos, 6 mil 034 activos, 18 mil 169 negativos, 4 mil 324 en investigación, 8 mil 955 recuperados y 968 defunciones.

El Mante, a la misma fecha aparece, con 460 positivos por COVID, 187 activos, 877 negativos, 152 en investigación, 257 recuperados y 16 defunciones, esto, de acuerdo a información proporcionada por la situación geográfica del Coronavirus en la entidad tamaulipeca, del portal de información sobre el Coronavirus       del gobierno del estado, por medio de la secretaría de salud, es decir, son cifras oficiales, no cuestionables como las que aparecen en redes sociales.

A estos números, habría que sumarles otros tantos más, que enfrentan el problema del dengue en esta región, que, sin saber a ciencia cierta las cifras oficiales, de esta enfermedad, la realidad, es que, cada vez son más las personas que acuden al centro de salud urbano Las Brisas, como también en consultorios médicos privados, de pacientes, que reciben el diagnóstico por esta enfermedad, que causó gran afectación, especialmente en el año 2005, en donde los números, se incrementaron de manera descomunal, en esta región cañera del Mante.

A pesar de los esfuerzos de las autoridades de salud, con el apoyo del Municipio en acciones de saneamiento básico, descacharrización y fumigación, las recientes lluvias provocadas por la depresión tropical “Hanna” en esta región, aumentarán los focos rojos, y más aún cuando deje de llover, y se intensifiquen los intensos calores, la situación relacionada con el Dengue podría empeorar dentro de una semana o un poco más.

A %d blogueros les gusta esto: